¿Que es el Ti?

Escribir sobre Ti es extremadamente complicado. A lo largo de distintos artículos publicados en esta página he ido dando de apoco la idea de a que me refiero al nombrar la palabra Ti. Aun así, recibo muchas preguntas al respecto. Hoy intentare brevemente poner en antecedentes más claros de la importancia del Ti en el desarrollo de nuestro Karate.

Qu es el ti

Cualquier respuesta será, por necesidad, una carga de calificaciones y de esta manera casi todos los que los que lean el presente articulo encontrarán alguna similitud con lo que “hacen” en su formación diaria, en este caso entonces la pregunta acertada sería qué es lo especial acerca de Ti.

Primero y ante todo por definición antigua el Ti es una búsqueda profunda y personal. Los antiguos maestros y hasta aquellos que sobrevivieron a la segunda guerra mundial entendían al referirse al Ti como al arte del maestro que lo enseñaba. A saber, el Ti de Miyagi o el Ti de Kyan o el Ti de Chibana, por nombrar a algunos de los que formaron a seleccionados alumnos en este proceso de conocimiento, tal cual antes lo hicieron con ellos. Y esto iba en paralelo e independiente de su estilo o escuela. Les había sido transmitido para que entendieran y a su vez su misión era seguir pasándolo con observaciones para que no desapareciera…Estos sensei eran Tichikaya, es decir portadores de esta manera de mirar más allá de la técnica que se muestra.

El Ti fue enseñado antes de la formación de los katas, sus técnicas pratican la utilización de todo el cuerpo, no había ningún límite… Porque en realidad lo que se pretendía era “sobrevivir siempre”. Por todo esto queda claro que no es en sí mismo un sistema específico. No hay ningún plan de estudio, y por lo tanto no está escrito y no puede ser leído. Ti pertenece a una persona y se transmite de un individuo a otro en la tradición oral de algún dojo de Okinawa de la vieja escuela.

Una vez que una persona comienza a aprender Ti, se hace más fácil reconocer a los que “no tienen Ti” en su karate. Los que se han formado y han aprendido Ti durante muchos años pueden mirar a practicantes de karate sin importar su escuela y descubrir los que no parecen entender lo que están haciendo.
Para que se vea un poco mejor: “Higa Yuchoku sensei decía que estudio con Miyagi Chojun sensei hasta que este por propia decisión dejo de enseñar Ti y solo se dedico a enseñar su Goju Ryu.

El Ti era transmitido bajo la premisa de no perder nunca. Esto sin embargo es muy diferente de las escuelas de karate-deporte que enseñan a sus estudiantes a cómo ganar.
Aprender a no perder nunca tiene como objetivo primordial entrenar el cuerpo en forma adecuada, dominando un kata por ejemplo y extraer de el cómo capacitar nuestros pies, nuestras piernas, como lograr que la cadera mueva el cuerpo y genere poder. Como llegar a que nuestros brazos sean de hierro y nuestras manos capaces de perforar a un oponente. Estas cosas son parte del Ti. Son parte de aprender a “no perder nunca”. Es aprender a pensar acerca de nuestro karate, pero usando los principios del Ti.

Higa Yuchoku sensei era capaz solo con oír el golpe que se daba en el makiwara si se estaban aplicando los principios del Ti. Solo por el sonido.

Ti es movimiento y cambio constante. Ti es saber cómo hacer el contacto inicial con el oponente y como proceder antes, durante y después de ese contacto.
Karate sin Ti, son sólo golpes y patadas. El Ti no es vistoso porque simplemente no es para ver… (…tangible lo invisible y oculto lo evidente).

El Ti no puede ser definido de ninguna manera sucinta ya que encierra las tradiciones de una cultura entera. Hoy todo se conoce con terminologías japonesas, pero las originales son en Uchinaguchi…Y su concepto es muy diferente. “Ti wa Chiie” -Ti es la sabiduría, lo que significa que es una manera de entender o pensar acerca de la técnica y la teoría de la lucha. Una analogía podria ser el uso de Miyamoto Musashi del término “Heiho” – estrategia. Esta es la forma en que usamos también el Ti. Es algo que una vez nos fue enseñado verdaderamente cambia irrevocablemente la forma en que vemos al karate en general.

Durante siglos, las Artes Marciales okinawenses se practicaron y enseñaron en secreto. Por lo tanto, las referencias de los antiguos Maestros Ti se basan pura y exclusivamente como expusiera ya, en la tradición oral y algún que otro registro histórico muy aislado. Sin embargo, veremos que la práctica de Kata podría proporcionar referencias históricas, ya que enseñado y aprendido correctamente, sin coreográfias carentes de valores técnicos reales y llenos de posturas con vistosos matices estéticos, puede funcionar y de hecho así debe de ser, como un libro de texto de vida y pura tradición.

Un Kata no deja de ser una antigua carta de presentación de los maestros de Okinawa, que se ha conservado y transmitido de generación en generación. Sin embargo, este proceso fue diseñado para un pequeño número de estudiantes.
Como el Karate se abrió al resto del mundo y se crearon cientos de estilos, se fue rompiendo el proceso de utilización del kata, porque la llave se perdió o fue siendo olvidado por la mayoría de los profesores. Hoy en día, sólo unos pocos profesores saben cómo utilizar esta llave del conocimiento: El Ti.

Los Tichikaya, eran los únicos que poseían la plena comprensión de su arte, para mantener lo que funcionaba y desechar lo que no.

El Ti mirado desde la historia

手 El Ti. Era: Período Ryukyu temprano (1429 ~ 1609)
En 1429, el Rey Sho Hashi unificó tres reinos separados de Okinawa y fundó el Reino de Ryukyu con Shuri como su capital. Probablemente, el Ti se originó alrededor de este período; o el nombre de Ti fue dado a un arte de lucha indígena ya antigua. Basándonos en la tradición, sólo sabemos que el Ti de Okinawa fue desarrollado por la clase guerrera de Shuri y se transmitió en secreto durante muchas generaciones.

El Ti como un arte marcial se basaba en técnicas de combate mortales y entrenamiento físico intenso sin el uso de Kata. Combinaba golpes de mano y pie, agarres, proyecciones y luxaciones.

Algunos de los antiguos métodos de entrenamiento del Ti utilizado todavía hoy son los que se encuentran en el Hojo Undo, a lo que se le suma su última etapa el Irikumi, basado desde el principio en el arduo trabajo del Kakie. Pero todo esto es realmente desconocido por el 90% de los practicantes de karate moderno.

A pesar de lo que muchos digan son muy pocos los Maestros que han recibido de sus Maestros este legado. La realidad nos lleva a considerar que la verdadera tradición sigue en manos de unos pocos (TICHIKAYA), tal cual fuera la idea original…

Gerardo Balves

Author: Gerardo Balves

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>